Mcenroe Las Orillas Portada

 


McEnroe

Las Orillas

[Subterfuge Records; 2012]

Calificación: 7.3/10

Escúchalo en: Spotify


En su décimo aniversario de la banda, McEnroe, decide embarcarse en la creación de un nuevo trabajo llamado “Las Orillas”, que consigue terminar de consolidar un Rock totalmente marcado, principalmente por la voz de Ricardo Lezón, y con la evidente influencia electrónica de su nueva incorporación Olivier Arsón, músico francés.

La composición del grupo sigue dando gran peso específico a Ricardo, y apostando por la compañía de las tres guitarras (Gonzalo Eizaga, Jaime Guzmán y el mismo Ricardo Lezón), su bajo (Pablo Isusi), la batería (Eduardo Guzmán) y con la novedad electrónica (Olivier Arson).

La producción del disco ha corrido por cuenta de Raúl Pérez y ha sido gravado en los estudios Sevillanos “La Mina” (Pumuky, Blacanova, Pony Bravo). Disco lleno de curiosidades, desde la fecha capicúa de su salida al mercado 21.02.20.12, hasta el regalo de la última de las canciones del LP “París, encore”.

Parece que Getxo se está convirtiendo en la cuna de grandes grupos que recorren el panorama nacional. Formaciones tan dispares de McEnroe, como We are standard, han iniciado sus andanzas desde esta pequeña población de Bizkaia y espero que sigan apostando en el municipio por potenciar la música en estilos tan dispares.

Montar un LP, partiendo de “Tú nunca morirás”, parte con un listón tan elevado que se necesita un gran entrenamiento para poder alcanzarlo. La manera de conseguirlo ha sido mantenerse en un estilo que siempre les ha funcionado muy bien, pero añadiendo la frescura de Oliver, para recoger otro punto de vista.

Abrimos el Álbum con “La Palma”, con guitarras en distorsión y resumiendo con bastante simplicidad la estructura total del resto de canciones, iniciando con sonidos desgarradores, centramos la parte principal en las inestimables notas llenas de melancolía y llegamos al final despertando algo de furia que llega a adornar de forma magistral todo el conjunto. Un auténtico manual de Slowcore.

Los versos nostálgicos de “Agosto del 94”, comprenden un estilo delicado, elegante, perfectamente hilado desde el inicio hasta el final. “Vistahermosa”, incluye los perfilados punteos de sus guitarras, que sacan del ahogo vérsico a los espectadores, dándonos un respiro y finalizándola con la fabulosa electrónica que dotan a este tema una personalidad exquisita. Para los grandes amantes de la voz de este grupo, definen “Arquitecto”, como la composición que existe escondida en este disco y que unen, desde la pasividad más absoluta la voz y la guitarras.

Con algunos matices referentes al desamor, con una de las letras más exquisitas y con la espera tranquila de un fin inexistente, “La Cara Noroeste” se define como una de las mejores canciones del disco. En todo momento aparecen alegorías a la parte más básica del ser humano. La peculiaridad de esta letra es que expresa aquello en lo que todos hemos caído en algún momento, basada en la existencia de alguien que vive pensando día a día en algo o en alguien.

Las mareas”, llena de ritmos ritmos pausados que relajan nuestros pabellones y nos dejan una bonita historia, como no, envuelta en el amor tranquilo que nos sitúan en una pequeña cala dejándonos disfrutar del sonido de las olas, que bailan, mientras las veo pasar.

Pasamos de compositores musicales a ingenieros aeronáuticos y vamos a hacer un barco de flores en “Astilleros”. Ser del norte y no tener presente la sangre que corre por tus venas es un delito, y los de Getxo, deciden dedicarle un pedazo  de su disco a su tierra, con los recuerdos envueltos en flores. Dejando la nota melancólica a la percusión que aparecen al final, envueltas en truenos desgarradores.

En Mayo”, es una de las canciones en las que crecen despacio las esperanzas, y la voz de Ricardo toma unas notas muy diferentes a las del resto del disco, acompañado de la batería y las guitarras en grandes dosis de impulsivos matices.

Una de las frases que recordaré siempre de este disco aparece en “Mundaka”, se trata de la parte en la que se llega al clímax de toda la canción:

“… y si abrimos las ventanas para ver amanecer, y si abrimos las ventanas para volver a nacer…”.

Para finalizar tenemos “París. Encore”, extra que pone la guinda a un disco perfectamente estructurado y con la firmeza de un grupo que se siente muy identificado con este estilo tan personal.

Tracklist

1. La Palma

2. Agosto del 94

3. Vistahermosa

4. Arquitecto

5. La cara noroeste

6. Las mareas

7. Astillero

8. En mayo

9. Mundaka

10. París, encore